Un agente de la Policía Local de Sant Josep durante un control.

7

Los principales sindicatos representados en la Policía Local de Sant Josep, CSIF y UGT, han denunciado que el Ayuntamiento haya anulado los días libres de 14 agentes entre los días 1 y 27 de agosto para poder cubrir la unidad mínima de cinco agentes establecida en el Pacto de Funcionarios del Consistorio en los turnos de tarde y de noche.

Dicha anulación de las jornadas libres se produjo el pasado 28 de julio a través de un Decreto de Alcaldía y, según criticaron los responsables de los trabajadores, «deberá ser notificado como la ley establece a los agentes afectados y no mediante un grupo de whatsapp». Esta decisión, subrayaron los responsables sindicales, «va a incrementar el malestar de la plantilla y va a mermar las condiciones de salud de los agentes» que, pese a realizar su labor de manera profesional, «ya no dan abasto con todo». Una carga de trabajo adicional que achacaron a la «falta de agentes». En este sentido cabe recordar que el Ayuntamiento de Sant Josep cuenta en su Relación de Puestos de Trabajo con 52 policías, aunque en estos momentos hay sólo 46 porque en el último año se han marchado seis agentes.

CSIF y UGT denunciaron a su vez que la imposición de jornadas extraordinarias «obliga a dar dos días libres a razón de uno no disfrutado, con lo que persistirá el problema de falta de agentes en el futuro». Asimismo, recordaron que el alcalde alude en su Decreto al Pacto de Funcionarios para justificar la anulación de los días libres por necesidades de servicio, «pero obvia que, en el artículo 9 de este mismo Pacto, se recoge que las variaciones en la organización, cuando éstas puedan significar modificaciones sustanciales de las condiciones de trabajo, se negociarán previamente con la parte social, representada en la Mesa de negociación del funcionariado». Asimismo ese mismo pacto reconoce que «cuando las consecuencias de las decisiones del Ayuntamiento puedan tener repercusión sobre las condiciones de trabajo del personal afectado, será necesaria la negociación» tanto con la Mesa de negociación del funcionariado como con los sindicatos representados reglamentariamente».

Consideran a su vez que las necesidades de servicio se tienen que dar por causas y motivos «reales y concretos, nunca posibilidades remotas en las que, siempre que se puedan cubrir con voluntarios, dichas necesidades serán nulas».

Medidas legales
Ante todo este cúmulo de incumplimientos y esta utilización del Pacto «de forma selectiva» por parte del equipo de gobierno, los sindicatos anunciaron su intención de «tomar las medidas legales oportunas» ya que «la actuación arbitraria de la Administración es ilegal e impugnable».

Los representantes sindicales de la Policía Local de Sant Josep recordaron que hay jurisprudencia que avala que la falta de efectivos policiales «no justifica que el policía local deba estar expuesto a condiciones de trabajo que sean contrarias a la normativa o se le impongan de manera no justificada». Otras sentencias citadas por los sindicatos hacen hincapié en que «no puede hacerse responsable a los agentes de la falta de medios humanos, obligándoles a hacer unas horas extra para las que no se han presentado voluntarios».

En este sentido, insistieron en que el decreto contaría con respaldo legal si los agentes se hubieran presentado voluntarios para cubrir esas necesidades propias de los servicios ordinarios, «pero en nuestro caso nadie se ha ofrecido voluntario. Al contrario, de 46 agentes 44 se han pronunciado de manera negativa» a realizar horas extraordinarias.

Cansados de la excusa perpetua de la Ley Montoro
Los representantes sindicales de los policías de Sant Josep, de CSIF y UGT, denunciaron que el alcalde del municipio, Ángel Luis Guerrero, siga escudándose en la Ley Montoro para negarles cualquier tipo de avance en sus reivindicaciones.

En este sentido, le recordaron que la citada Ley «está suspendida hasta finales de 2021 por una situación de emergencia extraordinaria, como es la Covid, que motiva la suspensión de las reglas fiscales». Por tanto, insistieron, «desde el 20 de octubre de 2020 quedaron suspendidas las reglas fiscales para 2020 y 2021».

De cualquier forma, matizaron que existen otras posibilidades para aumentar la plantilla de la Policía Local, como la reconversión de vacantes vacías de otros departamentos del Ayuntamiento, «ya que la tasa de reposición de la policía local es del 115%», lo que esta previsto en el artículo 19 de la Ley 11/2020 de 30 de diciembre de Presupuestos Generales del Estado para el año 2021.

El motivo de fondo en toda esta situación, según los representantes sindicales de los agentes, «no es que no haya nuevas incorporaciones, es que la plantilla actual está descontenta con las condiciones laborales y el 96% de la plantilla no quiere hacer horas extra hasta que las condiciones laborales que se reivindican mejoren».

Unas reivindicaciones que pasan, entre otras cosas, por la modificación de determinados artículos del Pacto de Funcionarios, la modificación del importe de las horas extra y la aplicación del complemento de productividad que desapareció con la aprobación de la Relación de Puestos de Trabajo.