Personal sanitario realiza en Ibiza un test de antígenos.

64

Ibiza y Formentera ha batido su propio récord de contagios diarios por coronavirus con más de 600 nuevos positivos, exactamente cien más que ayer, en tan solo una jornada. En total, se han registrado hoy 613 casos, 579 en Ibiza y 43 en Formentera.

Nunca, desde que se decretó la pandemia en marzo de 2020, los datos habían crecido de forma tan explosiva en las islas. En este sentido, las cifras publicadas en el Visor Covid de la Conselleria balear de Salud muestran que el crecimiento de la pandemia, en esta última semana, ha sido más intenso que en olas pasadas.

Tasa de incidencia

Además, este incremento de las infecciones, ha hecho que aumente con fuerza la tasa de incidencia acumulada en Ibiza y Formentera, cruzando la barrera de los 1.200 contagios por cien mil habitantes a 1.776 casos actualmente.

Esto se traduce a más de un 25,5% de positividad por pruebas diagnósticas. Asimismo, según los datos de la Conselleria balear de Salud, entre los municipios con más casos acumulados, desde que empezó la pandemia, se encuentran Ibiza, con casi 11.000 infecciones y Santa Eulària, con más de 5.300. Por lo tanto, Ibiza terminará estas fiestas navideñas con los peores datos que podría imaginar. Hasta ahora, la peor ola fue la tercera, justo hace un año.

Sin embargo, a día de hoy, prácticamente todos los datos con los que se evalúa el nivel de incidencia de la pandemia se han duplicado en Ibiza y Formentera. En este sentido, no solo han aumentado los casos, también los ingresos hospitalarios y las entradas en la UCI.

Noticias relacionadas

Si hace una semana estuvieron ingresadas 20 personas, el miércoles pasado se registraron 36 hospitalizados, siete de ellos en UCI: cuatro de ellos están en el Hospital Can Misses, otros dos en la Policlínica Nuestra Señora del Rosario y un paciente en el Hospital mallorquín de Son Espases.

No obstante, como dato positivo es que solo el 0,9% de los contagiados requiere hospitalización, es la cifra más baja de toda la pandemia.

El único valor que, de momento, no se ha disparado es el de fallecidos. Justo hace una semana, Ibiza registró su último deceso por coronavirus, un hombre de 76 años que se encontraba ingresado en la planta F de Medicina Interna, con él son 106 las víctimas mortales de la pandemia este año en las Pitiusas.

Este aumento de contagios es extrapolable a lo que se vivió hace justo un año tras las fiestas navideñas.

Cabe recordar que la situación se descontroló y, en muy poco tiempo, Ibiza se convirtió en el centro de la pandemia a nivel balear. No obstante, los pocos casos graves que se conocen con ómicron y la estabilidad de ingresos covid y de fallecidos arroja un halo de esperanza entre los ibicencos.