Imagen de archivo de dos policías locales en Sant Antoni.

2

El Ministerio Fiscal reclama una pena de 3 años y medio de prisión y 1.200 euros de multa para un hombre detenido en Sant Antoni como presunto autor de un delito contra la salud pública.

Según informaron este viernes desde el Tribunal Superior de Justicia de las Illes Balears, el acusado, de origen británico, será juzgado el jueves en la sección primera de la Audiencia Provincial.

Droga en las ropas

Según el relato de los hechos, el procesado fue sorprendido por la Policía Local cuando viajaba la madrugada del 31 de julio de 2020 como cliente en un ‘taxi pirata’.

La patrulla interceptó el coche de transporte ilegal en el kilómetro 4 de la EI-700, en el término municipal de Sant Antoni.

Durante la inspección del vehículo y de sus ocupantes los agentes hallaron en posesión del acusado un total de cuatro comprimidos de MDMA; una bolsa con cinco comprimidos más de MDMA; una bolsa con 2,4 gramos de MDMA en polvo; tres bolsas con 1,15 gramos de mezcla de cocaína y ketamina; dos bolsas con 2 gramos de ketamina y una bolsa con 0,7 gramos de ketamina más.

La investigación sostiene que el acusado llevaba la droga para su posterior venta a terceros y tenía un valor de unos 554 euros.

Los hechos son constitutivos de un delito contra la salud pública.