2

Los hoteles de las Pitiusas llenaron el 67% de sus camas en el mes de mayo, un porcentaje prácticamente igual al registrado en 2019, que fue la más elevada de ese mes en la seria histórica. Los hoteleros ya tienen como referencia el mes de mayo para ser conscientes de que se registrará una temporada histórica tras dos años al ralentí por culpa de la pandemia. Evidentemente, con estos datos se alcanza la deseada vuelta a la normalidad por parte del sector hotelero ibicenco después de dos temporadas con mucha incertidumbre debido a las restricciones para poder viajar. Si se comparan estos datos con los del año pasado se aprecia un incremento de la ocupación del 46% respecto a mayo de 2021.

Junio, también de récord

Por las cifras de tráfico aéreo que se han registrado durante este mes de junio, que está en su recta final, también se esperan alcanzar cifras de récord. Los datos de ocupación demuestran que Ibiza sigue siendo un destino top en el Mediterráneo por muchas circunstancias. Las playas, la buena gastronomía, y también la música electrónica, son algunos de los alicientes que presenta Ibiza para los mercados emisores de turismo.

Problemas de siempre

Ahora bien, el optimismo que existe en el sector turístico no debería tapar muchos de los problemas que sufre Ibiza. Durante los últimos días se ha insistido en que el transporte público no está a la altura de las circunstancias, especialmente el servicio de taxi, a todas luces insuficiente para atender toda la demanda que hay en Ibiza. Sigue siendo una gran asignatura pendiente la seguridad ciudadana, a pesar de los esfuerzos policiales para rebajarla. No conviene olvidar tampoco la deficiente limpieza en Vila y, este verano, los inconvenientes que provocan las obras electoralistas de Isidor Macabich. Lamentablemente, algunas administraciones siguen sin estar a la altura de una Ibiza que sigue siendo uno de los destinos turísticos más atractivos del mundo.