Coronavirus

De la mesa de Dj a la mesa de Cáritas

| Ibiza |

Valorar:
Sebastián Hanisch, delante de Café del Mar tras recojer su ayuda en Cáritas ayer por la mañana.

Sebastián Hanisch, delante de Café del Mar tras recojer su ayuda en Cáritas ayer por la mañana.

Toni Planells

Sebastián Hanisch (Chile, 1978) ha pinchado durante los últimos 20 años en los locales más prestigiosos de la isla, como Café del Mar donde estuvo siete años, y estaba listo para trabajar el verano pasado en distintos locales que no pudieron abrir sus puertas. La fragilidad de este gremio ha quedado patente con el pinchazo de la temporada 2020, «la mayoría de Dj no disfrutan de un contrato que les haya permitido aferrarse a los Erte para sobrevivir a esta crisis», asegura a Periódico de Ibiza y Formentera.

Las opciones de ayudas, por lo menos en el caso de Sebastián, son mínimas o nulas por parte de las instituciones. Nos cuenta su caso tras conseguir cita con la asistenta social en Sant Antoni, que no ha podido ofrecerle ayuda, cuenta, al no estar empadronado.

Tras estar viviendo en Vila, Sebastián se mudó hace unos años a Sant Antoni. Su casera no le hizo un contrato oficial y nunca le hizo los recibos que debía presentar en el ayuntamiento portmanyí para poder empadronarse, según explica. Tuvo que dejar esta vivienda al ser requerida por la propietaria «para su hijo», el Dj cuenta que dos semanas más tarde se ofrecía la vivienda en alquiler a 1.400 euros.

Desde entonces ha ido pululando por distintas viviendas y habitaciones, buscándose la vida, sin poder llegar a empadronarse. Su padrón sigue en Vila, donde afirma que al vivir en Sant Antoni tampoco puede optar a las ayudas desde allí y desde Sant Antoni tampoco le pueden ayudar al estar empadronado en Vila. De esta manera se encuentra, con una deuda que va en aumento a base de alquileres atrasados, ayudas económicas de amigos, etc., sin opciones laborales y sin opción a ninguna ayuda.

Cuenta que ha estado pidiendo limosna. Hoy vive en un espacio que le dejan unos amigos en su casa cerca de Cala Salada, a cambio se encarga del mantenimiento, económicamente su hermana le ayuda en la medida que puede.

En los buenos tiempos Sebastián dedicaba buena parte de sus ingresos a ayudar a algunos de sus familiares, que le han dado la espalda cuando ahora es él quien necesita ayuda. Ahora se ve sin posibilidad de recuperar el dinero prestado, con muchas deudas, sin ingresos y en medio de una pandemia. La semana pasada empezó a aprovechar la ayuda que Cáritas le ofrece, yendo cada 15 días a recoger su paquete de ayuda en forma de bolsa de la compra.

Hanisch no pierde el sentido del humor y señala la ironía de que las instalaciones de Cáritas en Sant Antoni estén solo a unos metros del Café del Mar que le vio triunfar a los platos hace no tanto tiempo, aunque parezca una eternidad.

Hanisch ha decidido dar la cara para mostrar el drama que sufren tanto él como muchos compañeros de su gremio. No puede evitar emocionarse al recordar a su compañero, José Padilla, que tras lanzar un grito de ayuda en redes, murió el pasado 18 de octubre en una situación económica dramática. «Nadie del Ayuntamiento le hizo caso, nadie le ayudó y murió solo como una rata después de todo lo que hizo por esta isla, ¡no es justo!» se lamenta.

Entiende que entre sus compañeros de profesión que están en casos parecidos al suyo cueste mostrar públicamente su situación. «La imagen y postureo del Dj glamuroso que viaja y vive a cuerpo de rey es una falacia», asevera. Habla de la fragilidad emocional que sufren, según él, buena parte de sus colegas: «todos tenemos problemas psicológicos, o con drogas, somos gente problemática psicológicamente, por eso preferimos separarnos de los demás y estar poniendo música». En este sentido agradece el apoyo psicológico que ha recibido por parte de su hermana, gracias a la cual sigue adelante lo mejor que puede. Pero insiste en la otra cara del hedonismo que desprende la figura del Dj, «volando de un sitio a otro sin poder dormir para pinchar, sin tener tiempo para ti… pero solo se cuenta lo bonito y la realidad es que hoy estamos todos jodidos».

Comentar

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión.

AnteriorSiguiente
Página 1 de 2

Nazareno CRISTIANO CASTELLANO
Hace 3 meses

Caritas le presta ayuda y alimentos a este señor. Me gustaría saber si este hombre colabora de forma efectiva con Caritas. Si Caritas les obligarse a colaborar con parte de su tiempo a todos los que reciben ayuda, estoy seguro que no habría nadie a pedir. Es muy fácil pedir ayuda y no dar nada a cambio, que sean los tontos de siempre los que colaboren y presten ayuda económica y social. Estoy harto de tanta "chusma" suelta por la isla.

Valoración:22menosmas

Tiempo al tiempo
Hace 3 meses

Cuando las barbas de tu vecino veas cortar.... Detras de la hosteleria, el ocio, el turismo, etc. caerán muchas fíchas. Esto va para todos, es cuestión de tiempo.

Valoración:16menosmas

Funcionari
Hace 3 meses

Existen otros trabajos. (en blanco). Pruebe de reiniciarse.

Valoración:20menosmas

Al Copone
Hace 3 meses

Lamento la situación de este chico. Pero me parece aun peor lo que comenta, que como tienen problemas psicológicos o de drogas, en vez de tratarse para superarlo, ¡a hacerse dj! En fin, no puede ser más penoso.

Valoración:22menosmas

jose
Hace 3 meses

para Pep, yo no hago escarnio de esto situación, porque es lamentable, pero también te diré que con lo que ha ganado esta gente y seguirá ganando en un futuro, ojala sea así, también podría haber pensado un poco en el futuro y el día de mañana por lo que pueda pasar, pero como te comento no me rio ya que no es plato de buen gusto para nadie.. por cierto también un mensajito para la gente joven de hoy en día que con el ejemplo este de este dj, me viene que ni pintado.... si ganais 10 acordares de guardar al menos 4 ya no digo 7,8,9 solo cuatro, por eso que dicen que mañana también sale el sol y uno no sabe como pueden venir las cosas. En referencia a este chico no tengo nada contra el, y ojalá pronto pueda volver a trabajar y hacer su vida normal como cualquier persona, ánimo

Valoración:18menosmas

Norman
Hace 3 meses

No hay que hacer leña del árbol caído, la vida da muchas vueltas. Eso sí, espero que toda la gente saque sus propias conclusiones porque por desgracia no será la última vez que veremos situaciones parecidas. NO SE PUEDE VIVIR AL DÍA y no lo digo por la gente que por desgracia no tiene opción, lo digo por toda la gente que ha ganado cantidades ingentes de dinero y no tiene la precaución de hacerse con un rinconcito, luego pasa lo que pasa. Saludos.

Valoración:27menosmas

Pep
Hace 3 meses

Alucin amb tota sa gent que feis escarni d’una persona que ho passa malament, no compren aquesta falta d’empatia, més quan no teniu ni idea de ses circunstàncies d’aquest home. Valtros sí que hauria d’anar-vos.

Valoración:10menosmas

Joan
Hace 3 meses

Que le impide trabajar de otras cosas mientras no le sale algo de lo suyo? De pintor, jardinero, peon albañil, mozo de almacen, repartidor, cualquier cosa para ir tirando y comer, hasta que vengan tiempos mejores. Quien quiera trabajar antes o despues encuentra algo, pero quien no quiere, pues no quiere....

Valoración:16menosmas

USE THE MASK
Hace 3 meses

Eso pasa por vivir al día y por encima de sus posibilidades. Cansado de gente así en esta isla. Lo siento pero ya aburre el tema.

Valoración:19menosmas

DIMISION PEDRITO
Hace 3 meses

Que se pinte de betún y se monte en una barquilla y diga que viene de Marruecos a ver si le meten en un hotel a pension completa y luego una paguilla y a disfrutar que son dos días.

Valoración:5menosmas
AnteriorSiguiente
Página 1 de 2